Ellis Island, la puerta al nuevo mundo

Entre 1892 y 1954, más de doce millones de inmigrantes entraron en EEUU a través de Ellis Island, la pequeña isla del puerto de Nueva York junto a la estatua de la Libertad. Alrededor del 40% de los estadounidenses tienen sus raíces en esta isla. Irlandeses, polacos, lituanos, italianos,.. cientos de grupos de inmigrantes, aldeas enteras, llegaron en busca de nuevas oportunidades y contribuyeron a la construcción de EEUU a lo largo de los siglos XIX y XX.

En 1630 los colonos holandeses compraron la isla Kioshk a los nativos americanos y la llamaron Oyster Island en honor a los criaderos de ostras de gran calidad que se encontraban en ella. Años más tarde pasó a conocerse por Gibbet Island pues eran donde ejecutaban a los piratas ahorcándolos en patíbulos. El comerciante Samuel Ellis la compró en 1776 y a partir de entonces ha sido conocida como Ellis Island. En 1808 pasó a pertenecer al Gobierno Federal.

La isla era sólo un montón de tierra que sobresalía ligeramente del mar y que en los años sucesivos se fue ampliando. La mayor ampliación se hizo gracias a la tierra sobrante de las excavaciones del metro de Nueva York que se fue depositando en ella.

En 1890 se crea el primer Centro de Inmigración Federal. La primera inmigrante que pasó por el centro fue Annie Moore, de 15 años que llegaba de Irlanda para encontrarse con sus padres.

Nueva York era el destino más popular de las compañías navieras. Los pasajeros de primera y segunda clase pasaban una inspección en el barco y sin más inconveniente podían entrar en EEUU. Se consideraba que si habían tenido dinero suficiente para pagarse el pasaje, no iban a significar una carga social a nivel penal o sanitario para el estado americano. Algo que en muchos casos no fue así.

Sin embargo, para los de tercera clase era distinto. Habían hecho la travesía hacinados en la parte inferior de los barcos de vapor, con falta de salubridad y continuos mareos, por lo que eran llevados al Centro de Inmigración de Ellis Island y sometidos a inspecciones legales y médicas.

Los inmigrantes italianos la llamaron Isla de Lágrimas. Los médicos e inspectores determinaban quienes eran aptos para entrar en el país. El test que debían pasar era conocido como “the six second medical exam”. Después de pasar por el Gran Hall, los inmigrantes tenían que subir por una ancha escalera hasta el primer piso donde les esperaban los médicos, quienes les observaban desde arriba para ver si tenían dificultad en ascender. Cuando detectaban alguna incapacidad les marcaban la ropa con tiza y les hacían un examen físico más exahustivo.

A partir de 1917 ese examen completo fue requerido a todos los inmigrantes para determinar posibles enfermedades contagiosas o incapacidades para trabajar. Cuando se detectaba alguna anomalía, eran enviados al hospital de la isla hasta que se curasen. Los que no superaban la enfermedad eran devueltos a su país. En el gran hall muchos inmigrantes llegaron a esperar durante semanas o meses la recuperacióna de sus familiares enviados al hospital. La deficiencia mental era también una razón para ser deportado.

Después de superar los exámenes médicos, debían pasar ante los inspectores para demostrar su país de origen, si tenían una oferta de empleo y si no tenían antecedentes penales. A partir de 1917 se obligó a realizar un examen de lectura (leyendo la Biblia en su propia lengua) y el no superarlo era también motivo de deportación.

Una vez pasadas las pruebas médicas y legales, había que cambiar la moneda propia por dólares siendo requerido un mínimo de 20$ para poder entrar en EEUU. Con los dólares en el bolsillo, los inmigrantes se reunían en un lugar conocido como “the kissing post”, una parte del muelle donde las lágrimas de alegría y los besos se unían entre los familiares y amigos.

Dos tercios de los inmigrantes lograron subirse al ferry que separa Ellis Island de Nueva York para comenzar una nueva vida en una tierra llena de oportunidades y hacia una aventura que no estaría vacía de dificultades.

Entre los inmigrantes que pasaron por la isla Ellis se encuentran: Isaac Asimov, Frank Capra, Xavier Cugat, Max Factor y Cary Grant.

Esta entrada fue publicada en Viajes y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Ellis Island, la puerta al nuevo mundo

  1. Deseo encontrar a mi abuelo que llego a Nueva York(Ellis Island),entre 1880 a 1895,era originario de Sicilia Italia,murio en 1925 en Sinaloa Mexico,tengo aprox. 30 fotos,2 de su servicio militar en Italia,y todas las firma como Charles Laferebrene
    Si encuentran datos favor de enviarmelos,pues su hija que es mi madre tiene hoy 91 anos.
    Mi nombre es Francisco Xavier Flores Laferebrene.

    • juanbona dijo:

      Se recuerda que por esas fechas se vió un sujeto de aspecto maloso,cejudo,chaparrito y que se coló sin registrarse.Seguramente se encuentran sus restos en algún lugar de Sinaloa cercano a Navolato.Se rumora que por Culiacán tiene descendencia con el mismo aspecto de cuidado.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s