Coram’s fields: Prohibido entrar sin niños

En el corazón de Londres, en el barrio de Bloomsbury, muy cerca de Russell Square, unas 3 hectáreas de jardín forman el parque de Coram. Un parque al que si un adulto no va acompañado de un niño, tiene prohibida la entrada. Los perros y las botellas de cristal tampoco son bienvenidos.

Sólo los menores de 16 años están autorizados a disfrutar de las instalaciones y practicar ping-pong, futbol, volleyball, pasearse por la pequeña granja de animales, jugar en los toboganes, balancines,… y participar en los diferentes talleres de danza, música, cine, etc.

Historia del Parque Coram

Cuentan que, en la Inglaterra del siglo XVIII, las carreteras y los caminos estaban llenos de huesos de niños. Era una práctica muy común abandonar a los bebés y niños pequeños ilegítimos o no deseados, los cuales morían de hambre sin que nadie se preocupase por ello. En 1739, el filántropo Thomas Coram, impresionado tras tropezar con los cuerpos de los niños, decidió construir aquí un “hospital”, un lugar de hospitalidad dedicado al cuidado y educación de niños abandonados, un refugio.

El capitán Coram buscó patrocinadores y benefactores para la institución, logrando el apoyo de artistas como el pintor William Hogarth y el músico y compositor Haendel, cuya obra “El Mesías” se representaba cada año con el fin de recaudar fondos para el hospital.

En aquella sociedad brutal y cruel, Thomas Coram trajo un poco de humanidad hacia los niños indigentes y creó la primera organización caritativa para niños en Inglaterra. Hoy en día, su herencia está en manos de la Thomas Coram Foundation for Children.

Justo al lado del parque The Foundling Museum cuenta la historia de ese hospital que en 1920 fue trasladado a las afueras de Londres.

El parque, cuyo mantenimiento corre a cargo en un 60% por donaciones privadas, es un oasis donde los niños que pueden disfrutar de un lugar pensado sólo para ellos.

Esta entrada fue publicada en Viajes y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Coram’s fields: Prohibido entrar sin niños

  1. thank you God for giving those brave men and women of the greatest generation their courage, their bravery and their unselfishness they were fighting to protect not only their families but the families of their comrades and the families of men and women they had never meant nor will ever have known…yet they looked for nothing in return…and those that survived never bragged about it but deep inside knew what a great deed they had done for th world…
    Cartier love bracelet lady stainless steel http://cartierlovebraceletunisexwhitegold.blogspot.com/

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s